MI NEWSLETTER¡No te pierdas ninguna de mis últimas novedades!



Hidratación durante el ejercicio físico

¿CÓMO TENER UNA BUENA HIDRATACIÓN EN  LA ACTIVIDAD FÍSICA?

Hoy os vengo a hablar sobre algo muy importante y que seguramente muchas de vosotras desconoceréis o no lo tendréis en cuenta. Estoy segura que muchas de vosotras hacéis deporte, o soléis hacerlo.

Yo, por ejemplo, tengo la costumbre de beber agua durante y después de las clases que doy en el gimnasio pero, como yo hago más de una clase y pierdo mucho líquido, el agua no cubre bien mis necesidades. Sí que me hidrata, pero no lo del todo bien. Por ejemplo, deciros que no repone todos los carbohidratos y minerales perdidos, y tampoco tiene una composición óptima para beneficiar al máximo el o la deportista.

Por eso es necesario que bebamos bebidas isotónicas. En concreto, os voy a recomendar las de la marca Powerade. Deciros que yo soy usuaria de toda la vida de estas bebidas isotónicas y la verdad es que me encantan. Ahora, han sacado una nueva bebida Powerade ION4, que su alto contenido en sodio hace que el cuerpo pueda absorber líquidos y, al mismo tiempo, sustituye los hidratos de carbono, gracias a lo que el músculo recibe toda la energía que necesita para rendir. Hay 3 sabores para escoger, y creo que cuando la saquen al mercado voy a probar, primero (porque las quiero probar todas), la ácida (Citrus charge).

Aquí tenéis pautas para hidratarnos correctamente antes, durante y después del ejercicio, pero si queréis saber más, pinchad AQUÍ.

ANTES DEL EJERCICIO

– Se recomienda tener una dieta variada, equilibrada y un estilo de vida saludable.

– Es muy importante estar bien hidratado durante todo el día.

– Es recomendable beber o comer en poca cantidad alimentos con sal porque estimulan la sed y retienen el líquido que hemos consumido.

– Se recomienda la ingesta de unos 400-600 ml de agua o bebida deportiva 1-2h antes del ejercicio para comenzar la actividad física con una buena hidratación. Esto permitirá un menor aumento de la temperatura central corporal del deportista y disminuirá la sensación de esfuerzo.

DURANTE EL EJERCICIO

– La clave está en tomar bebidas isotónicas constantemente (cada 10-15 minutos) en pequeñas cantidades (150 ml aproximadamente) para mantenernos constantemente hidratados y rendir más.

DESPUÉS DEL EJERCICIO

– Al finalizar el ejercicio, debemos reponer todos los líquidos perdidos. Se recomienda beber 1,5 litros de líquido por cada kilo de peso corporal perdido en forma de sudor; así que quien sude más, tendrá que tomar más.

– Una manera práctica de establecer la cantidad de líquidos que hay que reponer es que el deportista se pese antes y después de su entrenamiento o ejercicio físico: la diferencia entre ambos pesos va a marcar el líquido perdido y, por lo tanto, el que hay que consumir de forma correcta para una buena hidratación.

Por último, tened en cuenta: por sudar más no perderemos más peso.

¿Qué os ha parecido? ¿Consumís bebidas isotónicas?

By Patry Jordán

1 comentario

Deja un comentario